lunes, 6 de octubre de 2008

Skype vigila a los usuarios chinos

Científicos han revelado un sistema interno que filtra los mensajes de texto con contenidos “disidentes" para las autoridades chinas.
Diario Ti: Investigadores del sitio Information Warfare Monitor de la Universidad de Toronto, Canadá, han publicado un informe en que analizan el funcionamiento del servicio de telefonía IP y el servicio de mensajes de texto de Skype, la forma en que con éstos se vigila políticamente a los usuarios chinos del servicio.
La versión china de Skype es conocida con el nombre de TOM-Skype debido a que se trata de un proyecto conjunto entre Ebay, que es propietaria de Skype, y, TOM Online, la división de Internet de la compañía TOM Group, con base en Hong Kong.
Los científicos canadienses descubrieron una serie de servidores inseguros y mal configurados pertenecientes a TOM-Skype.
Su investigación revelaría que TOM-Skype filtra de manera constante los mensajes de textos transmitidos mediante el servicio, interceptando los contenidos que las autoridades chinas consideran como políticamente sensibles.
Los mensajes en cuestión son copiados y almacenados antes de ser enviados al usuario final, en algunos casos eliminándose las frases comprometedoras. Asimismo, el sistema almacenaba la información de quienes enviaban y recibían los mensajes.
La lista de palabras que gatillaba la censura estaba cifrada. Sin embargo, los investigadores analizaron los mensajes cifrados, pudiendo reconstruir las palabras prohibidas, entre las que figuran Falun Gong, Taiwán, independencia, Partido Comunista Chino, democracia, terremotos y leche en polvo. La razón de filtrar palabras como terremoto y leche en polvo es que se trata de temas de actualidad en China: la atención que se da a las víctimas del terremoto, y el escándalo con un sucedáneo lácteo envenenado.

Cabe señalar que los científicos no encontraron pruebas de que la información de hecho haya sido enviada a las autoridades chinas.
Skype admite la situación y su portavoz Jennifer Caukin declaró a Wall Street Journal que el filtro en cuestión fue instalado sin el conocimiento ni autorización de la compañía. La portavoz declaró que su compañía considera inaceptable esta violación de la privacidad de las personas y pide humildemente disculpas. La compañía investiga con su socio TOM los hechos en cuestión, y la forma de corregir la situación.
En su sitio Web, TOM indica que es una compañía china, y que por lo tanto debe acatar las leyes y normativas de su país.
FUENTE

No te lo puedes perder

© Planeta digital
Maira Gall